My new toy!

Desde hace mucho tiempo había querido tener un súper computador para hacer auditorías, pero había pasado por 2 laptops y ninguno me había servido lo suficiente, si no era por falta de memoria era por incompatibilidad de drivers (mi antigua máquina era muy buena, pero linux no le reconocía nada, casi), con mi nuevo pc el problema de potencia estaba saldado, linux reconocía todo y funcionaba bien "out-of-the-box", todo parecía estar mejorando para mis intensiones, sin embargo tuve mi primer revés, la tarjeta inalámbrica es una hermosa Broadcom, de esas que no tienen drivers que permitan ponerlas en modo monitor ni inyectar tráfico.

Existen muchas tarjetas que sirven bien a mis propósitos, pero no son fáciles de conseguir en el mercado local, o no eran, hasta el viernes... Después de mucho buscar, ahora soy el feliz dueño de una Netgear WG111v2, un adaptador inalámbrico USB que está muy bien soportado por la suite aircrack, ya realicé mis primeras pruebas y parece funcionar muy bien, se recalienta un poco luego de 6 horas de trabajo consecutivo, pero nada que no se pueda arreglar con un ratico de descanso =P. Ahora seguiré cacharreando en mi tiempo libre con mi Ubuntu, quiero convertirlo en mi propia suite de auditoria. Les dejo unas fotos del mágico desempaque XD sobre un fondo muy escocés.

NetgearWG111v2 Caja
La caja sin destapar (aunque ya le había quitado el plástico).

NetgearWG111v2 Desempaque
El desempaque oficial (mucho espacio para tan pocas cosas: Manual, garantía, CD drivers, USB, cable, maricaditas varias. =P)

NetgearWG111v2 útiles
Lo realmente útil: USB, velcro y un soporte para pegar el adaptador en cualquier lugar, cable USB.

NetgearWG111v2 USB
El adaptador propiamente dicho =P

Debo aclarar que no la he usado en Windows Vista, pero en Linux es muy "plug&play" (probada en Ubuntu y BackTrack4). Si alguien necesita una y no ha conseguido, me contactan y les cuento como la conseguí ;).

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Proteger entradas en Blogger

Poema Árabe bellísimo

Y llegó Ubuntu 9.10 Karmic Koala